Sunday, May 18, 2014

ASTRO CITY



ASTRO CITY:

Todos los ñoños saben cuál es la historia de la Image Cómics. En 1992, un grupo de artistas (guionistas y dibujantes), cansados de su explotación por parte de Marvel y DC, editoriales que se llevaban todas las ganancias de sus personajes e creaciones, deciden renunciar en masa y fundar la Image Cómics. Desde entonces, todo cambió. Cada artista podía trabajar en su creación y el dinero de las ventas iba para la persona y no para la editorial. Además, esta editorial innovó en la introducción de nuevas tecnologías, como el coloreado digital y el papel couché, lo que generó un valor agregado. Hoy en día todas las editoriales sacan sus trabajos al mercado con estas características, por lo que se puede decir que la Image fue pionera en su época.
Así es como Todd McFarlane crea Spawn, Jim Lee crea a los WildC.A.T.S., Sam Keith crea The Maxx y Kurt Busiek crea a su magistral obra llamada Astro City.








Astro City es una ciudad ubicada en algún lugar de Estados Unidos, muy similar a ciudades cosmopolitas reales como New York, Québec o París, y como las que hemos visto en los cómics como Metrópolis, Gotham o la misma Springfield. Llena de edificios y rascacielos, Astro City es una ciudad muy moderna que tiene una particularidad: Está habitada por ciudadanos normales y superhéroes. Y obviamente estos superhéroes combaten a villanos y amenazas extraterrestres todos los días, transformándose esto en una rutina para sus habitantes. Los trajes y nombres de estos superhéroes son parodias a los personajes de la DC y la Marvel, pero esto pasa a un segundo plano cuando uno se da cuenta que la importancia de este cómic no radica en los nombres o trajes de los superhéroes. La importancia radica en como son narradas las historias, ya que cada capítulo esta creado a partir de la perspectiva del ciudadano común y corriente. Son vagabundos o vecinos recién llegados a la ciudad los que cuentan las historias de Astro City, donde los superhéroes son vistos desde abajo, donde las personas no podrán ver más allá de lo que alcanzan a ver por una ventana o en el cielo. Muchas veces nunca llegarán a entender o comprender el motivo de alguna pelea superheroica, porque su condición de ciudadanos comunes y corrientes les impide llegar  más allá. Y esta gente es la verdadera protagonista de esta serie, personas que tienen una vida muy rutinaria y quizás aburrida como levantarse todos los días a la misma hora para trasladarse a su trabajo pero que en el camino se topan con algún villano o superhéroe. Y tratan de llevarlo bien porque si salen vivos, tienen que continuar con su vida, trabajando para conseguir el pan de cada día,




Las dos primeras etapas de este cómic fueron publicadas en español por la World Cómics (Planeta-DeAgostini). La primera etapa fue hecha en 1995, y fue serializada en seis capítulos. La segunda parte fue creada a partir de 1996, pero a diferencia de la primera, esta fue una serie regular que alcanzó a sacar un par de números bajo el sello de Homage Cómics. Ambas etapas fueron escritas por su creador Kurt Busiek, ayudado por su amigo dibujante Alex Ross quién trabajó sólo en las portadas, al contrario de lo ocurrido años antes, donde ambos trabajaron en una serie llamada Marvels (Marvel Cómics) donde Ross trabajó en todas las viñetas. Así que Ross aportó sólo en la creación de portadas, ya que el dibujante oficial es Brent E. Anderson, quién hizo un trabajo algo mediocre, la verdad. Sus dibujos no son lo mejor que uno puede esperar, pero en gustos no hay nada escrito. Eso sí, el dibujo no es lo importante de esta serie, sino que el guión, la historia que echa a andar Busiek. 

1 comment:

INFIERNOSILENTE said...

eso fue en los 90tas, hoy es el turno de invencible jua

salu2